En San Francisco la niebla es tan conocida como la de Londres. Por ello mirar el tiempo nunca estará de más.

En un día soleado el puente resplandece en un rojo anaranjado en contraste con el azul del cielo que destacan aún más la impresionante estructura del puente. La niebla también tiene su atractivo, pero si disponéis de unos días en la ciudad, es normal querer visitarlo cuando se pueda ver más esplendoroso.

Si quieres conocer sitios desde los que tomar fotos del puente, consulta nuestro post sobre “Las mejores vistas del Golden Gate Bridge”.

Hoy os doy algunos consejos para visitar el puente:

¿Dispones de coche?Recrea la famosa escena de la serie padres forzosos cruzando el puente, si puede ser en descapotable ¡mejor! Pero no olvides que cruzar el puente en coche cuesta dinero, sí! El peaje es aproximadamente 6,50$. No creas que por no parar en la cabina de peaje, tu paseo será gratis, existen cámaras que grabarán tu matrícula y te cargarán la factura directamente en tu tarjeta de crédito posiblemente con penalización.

Quema el desayuno caminando a lo largo del puente. Si consideras que 3 millas (4,82Km) es mucho, siempre puedes dar la vuelta en cualquier momento, al fin y al cabo ¡estás de vacaciones!

Si no te gusta andar considera alquilar una bici en Golden Gate Park Bike & Skate en el 3038 de Fulton St, uno de los sitios más cercanos al puente Golden Gate y con mejores tarifas. Puedes cruzar el puente y visitar el precioso pueblo de Sausalito además de disfrutar de las magníficas vistas de la ciudad desde el otro lado de la bahía.

Si cruzas hasta el lado norte del puente no te quedes con las vistas desde Vista Point, siempre abarrotado de turistas. Conduce bordeando la costa de Marín hasta llegar a Point Bonita Lighthouse. Este faro activo está situado en el extremo suroeste del condado de Marin. Cruzad el puente colgante recién reconstruido hasta el faro y disfrutar de más vistas del Golden Gate.

Si quieres darte un capricho, reserva una mesa en uno de los pocos restaurantes con vistas al puente. Las opciones incluyen el Greens Restaurant, un restaurante vegetariano en Fort Mason, y “The Caprice”, una opción en el pintoresco pueblo de Tiburón.

¿Viajas con tu mascota? Aunque no se puede caminar con perros a través del puente, son bienvenidos en Crissy Field, un parque y playa en el área de Presidio con vistas al icónico puente. Un día soleado, podéis llevar comida y almorzar en la playa disfrutando de las hermosas vistas.

Si estás interesado en la historia del puente Golden Gate, dos veces por semana (jueves y domingos) los guías de la ciudad de San Francisco, una organización sin ánimo de lucro asociada con la Biblioteca Pública de San Francisco, ofrecen tours gratuitos sobre el puente. Os dejo el link aquí para más información Tours gratuitos.

 

 

Artículos Relacionados

Una Respuesta

  1. Georgiana

    These are truly impressive ideas in regarding blogging.

    You have touched some pleasant points here. Any way keep up wrinting.

    Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.